A propósito de Movistar Fibra Óptica, yo denuncio

1.- Que Movistar engaña de forma consciente y descarada a sus clientes, prometiendo en su web y a través de los medios de comunicación que «Movistar fibra óptica te garantiza el 100% de la velocidad de descarga que hayas contratado», tanto de bajada (100 Megabits/s) como de subida (10 Megabits/s)

2.- Que la estafa se reitera y materializa al formalizar el contrato, garantizando el comercial de turno el 100% de la velocidad contratada: 100 megas «reales» de descarga, según la nueva unidad de medida inventada por Movistar y sus congéneres.

3.- Que en la consiguiente odisea reclamando el cumplimiento del contrato (en el mejor de los casos se alcanzan picos de unos 90 Megabits/s en conexión por cable, y unos 30 Megabits/s en modo Wifi) el inefable servicio técnico (teléfono 1002) se remite a las eternas milongas respecto las «pérdidas», los «protocolos», el «rendimiento», etcétera -que en ADSL pueden tener un fundamento técnico, pero inadmisibles en tecnología por fibra óptica- y que todo está dentro de la más completa «normalidad».

4.- Que puesto en contacto con el servicio comercial (teléfono 1004) se remiten al servicio técnico, y en último extremo, a que me dé de baja (por otro lado revertir a la situación anterior por hilo de cobre -me aseguraron que lo harían si no quedaba satisfecho-, ahora es cosa «complicada» que no contemplan si no me doy de baja y pago una nueva línea telefónica, perdiendo, además, mi anterior número de teléfono). Y se fuman un puro.

5.- Que por todo ello he formulado una queja por incumplimiento de contrato. Mientras tanto, tienen legalmente 20 días para «responder». Hasta entonces, y seguro que también después, ajo y agua.

Eso es lo hay. Publicidad engañosa e incumplimiento de contrato; y los consiguientes daños y perjuicios. Avisados quedan todos ustedes clientes, actuales o futuros, de Movistar.

Post Scriptum

Aunque no informen nada en absoluto -otra forma de engaño-, asegúrense que su tarjeta de red cumpla el protocolo 802.11.n y que sea del tipo Gigabit (10/100/1000). Y también que el adaptador inalámbrico de su ordenador sea del tipo 802.11.n. De lo contrario no tendrán siquiera opción de reclamar, pues aunque llegasen a su domicilio los anunciados 100 Megabits/s jamás podrian alcanzar tal velocidad, y Movistar se desentendería alegando que su ordenador no cumple los requisitos técnicos requeridos (aunque nunca, ni nadie, se los hayan mencionado)

Por otro lado conviene saber -tampoco se dice ni una palabra- que este sistema de comunicaciones conlleva tener siempre encendido el terminal de red óptica (ONT) si queremos tener activo el teléfono (pues la tecnología de voz es sobre IP, VoIP). O sea, que si se les va la luz, se quedan sin teléfono. Y además que sólo podrán tener un punto de acceso a Internet (la fibra no admite empalmes, ni derivaciones)

Publicidad engañosa: «velocidad de 100 megas reales»

Autor

Antonio Cabrera

Colaborador y columista en diversos medios de prensa, es autor de numerosos estudios cuantitativos para la Dirección General de Armamento y Material (DGAM) y la Secretaría de Estado de la Defensa (SEDEF) en el marco del Comercio Exterior de Material de Defensa y Tecnologías de Doble Uso y de las Relaciones Bilaterales con EE.UU., así como con diferentes paises iberoamericanos y europeos elaborando informes de índole estratégica, científico-técnica, económica, demográfica y social.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Antonio Cabrera

Colaborador y columista en diversos medios de prensa, es autor de numerosos estudios cuantitativos para la Dirección General de Armamento y Material (DGAM) y la Secretaría de Estado de la Defensa (SEDEF) en el marco del Comercio Exterior de Material de Defensa y Tecnologías de Doble Uso y de las Relaciones Bilaterales con EE.UU., así como con diferentes paises iberoamericanos y europeos elaborando informes de índole estratégica, científico-técnica, económica, demográfica y social.

Lo más leído