El escrito recuerda a los 230 guardias civiles que fueron asesinados por ETA y exige a Sánchez que prohíba actos como el "Ospa Hemendik" de Alsasua

Así es el manifiesto que pide al Gobierno «un gran homenaje» a la Benemérita «Españoles con la Guardia Civil»

Así es el manifiesto que pide al Gobierno "un gran homenaje" a la Benemérita "Españoles con la Guardia Civil"

Pocas veces un homenaje ha sido tan merecido como este. «Nos sentimos orgullosos y en deuda permanente con la Guardia Civil en su lucha contra el terrorismo de ETA». Ante las últimas manifestaciones celebradas en Navarra y el País Vasco pidiendo la salida de la Guardia Civil de esos territorios, la Fundación Villacisneros ha publicado un manifiesto de apoyo y reconocimiento a la Benemérita, según recoge El Español y comparte Manuel Trujillo para Periodista Digital.

El texto exige al Ministerio del Interior y al presidente en Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, que «apliquen las disposiciones legales ya existentes para impedir que vuelva a producirse en España un solo acto público de ofensa a la memoria de aquellos que dieron su vida por nuestra Patria y por la libertad de todos los españoles». Además, pide al Gobierno que realice antes de finales de año «un gran acto de homenaje nacional a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado en agradecimiento al sacrificio realizado para lograr con éxito el final de la banda terrorista ETA».

Esta ha sido la respuesta ante la reiteración de actos como el Ospa Eguna de Alsasua (Navarra), en los que en los últimos años se han preparado muñecos de la Guardia Civil o se han recreado pequeños cuarteles a los que prendieron fuego, o el Fan Hemendik de Oñate (Guipúzcoa).

El manifiesto cuenta con la firma de destacadas personalidades de diversos ámbitos de la sociedad española como Albert Boadella, Fernando Savater, Bertín Osborne, Jaime Mayor Oreja, Mikel Azurmendi, María San Gil, Rosa Díez, Pablo Martín Alonso, Carlos Iturgaiz, Rafael Dávila Álvarez, Antonio Burgos, Esperanza Aguirre, Ana Velasco, Dieter Brandau, Santiago González, Rogelio Alonso, Juan Félix Huarte, Ignacio Vicens, Isabel San Sebastián, Joaquín Leguina, Ignacio Camuñas, Carlos Urquijo, Hermann Terstch, Jaime Larrínaga, Javier Carvajal, Gaspar Ariño, Carlos Rodríguez Braun, Alberto Campo Baeza e Iñigo Gómez-Pineda.

230 agentes asesinados
«No podemos permanecer impasibles cuando el buen nombre de la Guardia Civil es ensuciado por los cómplices de los terroristas», señala Íñigo Gómez-Pineda, presidente de la Fundación Villacisneros y promotor del manifiesto. «Les debemos nuestro respeto y admiración por el sacrificio realizado por todos los españoles y por eso solicitamos también que este tipo de actos sean evitados y, en todo caso, perseguidos legalmente por quien tienen el deber de hacerlo: el Gobierno de España”.

En el documento, se recuerda que a lo largo de la actividad terrorista de ETA, la banda asesinó a «856 personas de toda clase y condición por enfrentarse a su proyecto totalitario nacionalista». Entre el 7 de junio de 1969, con el asesinato de José Pardines, y el 30 de julio de 2009, con los de Carlos Sáenz de Tejada y Diego Salvá, 230 agentes de la Guardia Civil perdieron su vida a manos de ETA.

El manifiesto asegura que el final de la banda terrorista se debió «fundamentalmente al sacrificio y la abnegación de los miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado y del Poder Judicial». «Tras el anuncio del cese de la actividad terrorista en octubre de 2011 y la reciente disolución de la banda —afirma—, parecía llegado el tiempo del gran homenaje nacional al sacrificio realizado. Lamentablemente este no se ha producido aún». Por eso lo piden hora, cuando los «actos de humillación, mofas e insultos se han alternado ante la indiferencia de quienes tenían la obligación de evitarlos».

Autor

Manuel Trujillo

Periodista apasionado por todo lo que le rodea es, informativamente, un todoterreno

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído