Planeta y Medio Ambiente

Coche eléctrico: Aston Martin presenta el Lagonda Vision Concept, todo lujo y diseño

Promete redefinir el espacio interior y una autonomía de 650 kilómetros

Coche eléctrico: Aston Martin presenta el Lagonda Vision Concept, todo lujo y diseño
Lagonda Vision Concept, una nueva especie eléctrica. CE

Puede que les resulte familiar si tienen más de 40 años y les apasiona el mundo de los coches de lujo

Un pastón, pero el invento es todo lujo, diseño y elegancia. No podía ser de otra manera viniendo como viene de la mano de Aston Martin

Electrificación, tecnología autónoma y lujo son los tres pilares de este proyecto, que se ha presentado en forma de concept en el Salón de Ginebra.

El Lagonda Vision Concept es la base de una nueva generación de vehículos de lujo 100 % eléctricos.

Puede que les resulte familiar si tienen más de 40 años y les apasiona el mundo de los coches de lujo. Pero si son más jóvenes y poco versados en automóviles clásicos no les sonará de nada. Pues bien, Aston Martin, que adquirió la marca británica en 1947 y a finales de los años 70 le dio muchos éxitos, se ha propuesto recuperar este nombre después de casi cuatro décadas en el más absoluto ostracismo.

Las líneas de estilo del Vision Concept nos remontan al Lagonda de hace décadas y a la vez nos enseñan el lenguaje que hablará el diseño que potencialmente podría verse en los modelos de producción tan pronto como en 2021.

El Lagonda ha sido configurado para aceptar potentes baterías eléctricas en estado sólido que le permiten cubrir más de 640 km entre cargas, y ha sido diseñado para ser compatible con la última tecnología de carga conductiva inalámbrica, según Aston Martin.

Esta berlina de lujo también cuenta con un sistema de tracción inteligente que puede enviar par motor a cada una de las ruedas de forma independiente según las necesidades del terreno y del momento.

En cuanto a la tecnología autónoma, Lagonda también anticipa un alto nivel. Su diseño es acorde con la conducción autónoma de nivel cuatro, lo que significa que el automóvil es capaz de conducir en todas las circunstancias de rutina y en todas las carreteras reconocibles sin necesidad de la intervención humana.

Como resultado, el volante no solo puede moverse de izquierda a derecha según las necesidades, en modo autónomo también puede retraerse por completo, permitiendo que los pasajeros del asiento delantero giren 180 grados para mantener una conversación cara a cara con los que están en la parte posterior.

El artesano británico David Snowdon, junto con el apoyo de reconocidos sastres, se encargaron del diseño interior, y el resultado es una cabina donde las alfombras de seda y la tapicería de lana tejida a mano viven junto a los revestimientos de fibra de carbono y las cerámicas funcionales que se abren y cierran para alterar la ventilación y ajustar el volumen de la música.

El área del suelo, donde se alojan las baterías, está totalmente despejada y las secciones del techo se abren hacia arriba, de forma que no es necesario ni agachar la cabeza para entrar y salir. Un lujo para la vista y muchos detalles aún por desvelar de esta punta de lanza.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído