El columnista de El Mundo deja retratada a la xenófoba Anna Erra

Raúl del Pozo no se extraña del tic racista de la alcaldesa de Vic: «En esa ciudad llamaron mala puta a Inés Arrimadas»

"Pero su rectificación no ha convencido viniendo de Vic, el bastión del racismo"

Raúl del Pozo no se extraña del tic racista de la alcaldesa de Vic: "En esa ciudad llamaron mala puta a Inés Arrimadas"
Raúl del Pozo y Anna Erra.

Raúl del Pozo no se cree las disculpas forzadas de Anna Erra, la alcaldesa de Vic (Barcelona), después de que esta tratase de vender en el pleno del Parlamento de Cataluña que hay que hablar a todo el mundo en catalán porque había personas que, pese a serlo, físicamente no parecían naturales de esa autonomía.

En su tribuna del 14 de febrero de 2020 en El Mundo, el genial escritor y periodista recuerda como históricamente siempre se ha dicho que el problema de Cataluña ha tenido muy difícil solución:

Ya se dijo en el Congreso de los Diputados cuando la II República: solucionar el problema de Cataluña es curar lo incurable. Habló Ortega y Gasset en 1932: «La República fracasaría si no lograse resolver este conflicto que la monarquía no acertó a solventar».

Ni la República ni la dictadura ni la Monarquía acertaron. Es un problema perpetuo. Quieren ser lo que no pueden ser, porque la mitad de la población prefiere seguir siendo española.

Resalta que la llegada de Quim Torra a la presidencia de la Generalitat de Cataluña intensificó el problema:

La cosa se agravó en siglo XXI, cuando llegó a la Presidencia de la Generalitat un tipo que pensaba que los españoles son bestias con un bache en el ADN. Alfonso Guerra lo calificó de nazi. Al ser aceptado Torra como president quedó claro el carácter supremacista del actual separatismo.

La xenofobia venía desde el origen del catalanismo. Los padres de la patria Valentín Almirall y Enric Prat de la Riba eran tan racistas como Sabino Arana. El etnicismo pueblerino, de campanario, consideró que había dos razas en España, la central y la pirenaica: la primera, semítica; la segunda, aria, céltica. En su delirio, los separatistas proclamaron que cada catalán tenía un rey en el cuerpo y que los andaluces, castellanos y murcianos eran una pandilla de vagos, mientras los catalanes y los vascos eran trabajadores.

LA EXPERTA EN ‘FISONOMÍAS CATALANAS’

Se centra en la alcaldesa de Vic, la ínclita Anna Erra, la experta en ‘fisonomías catalanas’:

Ahora, Anna Erra, la alcaldesa de Vic, ha propuesto poner fin a la costumbre de hablar en castellano a quien no parezca catalán por su aspecto físico o por su nombre. «Una de las costumbres y un gran defecto de muchos catalanohablantes es cambiar la lengua, es decir, pasarse directamente al castellano cuando el interlocutor que tienen delante les parece que es extranjero o simplemente no habla catalán. Piensan que dirigirse a alguien en castellano es un acto de respeto y no es así. Tienen que concienciar a los catalanes autóctonos de que los que han nacido fuera tienen que aprender el catalán».

Y asegura que por mucho que la edil de esa localidad barcelonesa pida disculpas, duda mucho de que las sienta, especialmente porque Vic es uno de los lugares donde el racismo está más enraizado:

Sus palabras han estremecido las redes y los diarios. Ahora se disculpa diciendo que no se refería a los españoles, sino a los emigrantes extranjeros, también para ella, inferiores. Pero su rectificación no ha convencido viniendo de Vic, el bastión del racismo, después del esplendor del carlismo de Dios, Patria y Fueros. En esa ciudad llamaron «mala puta» a Inés Arrimadas, y «puta» a España. Estar en Cataluña, donde hay gente de toda España y odiar a los Sánchez, los Fernández y los Rodríguez, mezclados con apellidos catalanes, además de una segregación absurda significa odiarse a sí mismos.

Pero es inútil insistir en que lo que en Europa se denomina extrema derecha aquí pacta y gobierna con los partidos de izquierdas.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Juan Velarde

Delegado de la filial de Periodista Digital en el Archipiélago, Canarias8. Actualmente es redactor en Madrid en Periodista Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído