Aplaudida intervención del colaborador de ‘Sálvame’

Una lección para Terelu Campos: Antonio Montero confiesa haber sido operado de un tumor sin dramas ni exclusivas

Fue operado de un tumor en la pierna y después recibió quimioterapia

Una lección para Terelu Campos: Antonio Montero confiesa haber sido operado de un tumor sin dramas ni exclusivas

La del 26 de febrero de 2020 fue una tarde extraña y sorprendente en ‘Sálvame’. Antonio Montero confesó haber sido operado de un tumor en la pierna y haber recibido radioterapia. El colaborador lo hizo sin dramas impostados y sin sacar tajada de ello. Quizá, Terelu Campos, acostumbrada a vender cada enfermedad u operación, debería tomar nota. O no. Es triste pero la hija de María Teresa campos tiene que hacer ese tipo de exclusivas para sobrevivir. Montero no tiene necesidad.

Hace un par de semanas, Antonio Montero acusó a Lydia Lozano de inventarse informaciones y de ser mala periodista. Durante varios días, el linchamiento a la colaboradora fue el tema estrella de ’Sálvame’ pero como ya no había de dónde rascar más, los directores se inventaron otra trama en la que montero era el protagonista.

Durante unos días, en ‘Sálvame’ se preguntaron qué le ocurría a Montero.  Se aseguró que el comportamiento del periodista había cambiado en los últimos meses. Había pasado de ser una persona respetuosa y profesional a estar excesivamente agresivo. Se especuló que podía tener problemas personales y al final, el colaborador acudió, el 26 de febrero de 2020, a aclararlo todo.

La confesión de Montero

Así, Montero confesó que, en verano, se notó algo en la pierna izquierda dándose crema, pero lo olvidó. Una semana después percibió que seguía teniendo el bulto y, ya en septiembre, acudió al médico. Tras algunas pruebas, el médico le recomendó hacer una biopsia para valorar si extirparlo o no, pero él le pidió que se lo quitara directamente:

Era como una pelota de tenis, estaba metido dentro del muslo y como estaba profundo yo solo notaba levemente.

Le operaron en septiembre y siguió con su ritmo de vida habitual, acudiendo a trabajar con normalidad. 15 días después acudió al hospital a quitarse los puntos y, en lugar de su médico, también estaba el director del centro y un oncólogo.

Me dijeron que no tenía ningún aspecto de esto pero que era una cosa chunga, malo

Explicó el colaborador. La zona en la que estaba el tumor estaba cerrada, hermética, pero tenían que volver a operarle para quitar el músculo entero en el que estaba alojado el tumor.

En todo momento, el colaborador le quitó importancia a la situación:

No tuve miedo de nada, a los médicos les dije que si la tengo que palmar, la palmo. No pasa nada. El médico que me lo quitó estaba preocupado porque se encontró una cosa que no es frecuente”.

Le operaron de nuevo 15 días después, recibió radioterapia y ahora, según confesó él mismo, se ha realizado todas las pruebas pertinentes y está a la espera de hablar con los médicos, aunque él ha podido ver los resultados:

Por lo que entiendo, están bien las cosas. ¿Drama? Cero ¿Miedo? Cero. Lo llevo fabulosamente.

Además, Montero quiso desligar esto de sus polémicas actuales y dejó claro que no le ha afectado anímicamente.

Cada uno es un mundo. Unos son más dramáticos que otros. Unos tacharán a Montero de frío o de hermético y a Terelu, por ejemplo, de exagerada. Eso da igual. Aquí, la diferencia es que Montero es periodista y Terelu personaje. El problema es que ella no lo acepta y se pasa el día quejándose de que no se le respeta mientras vende sus operaciones en distintas exclusivas.

Adiós Terelu, adiós 

 

 

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Sergio Espí

Sergio Espí, guionista y crítico de televisión de Periodista Digital, responsable de la sección 3segundos.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído